Quien es José Luis Nieto, el dueño de los dogos que mataron una chica de 15 años en Córdoba

José Luis Nieto es el dueño de los dos perros de raza Dogo que días atrás atacaron salvajemente a una niña de 15 años en el Barrio Estación Flores, en la provincia de Córdoba. El mismo ya había tenido problemas con la justicia por sus perros, cuando en 2022 fue encontrado culpable por no tener seguridad para evitar la fuga de sus animales de su casa. Hoy, está imputado por homicidio culposo y lesiones culposas.

A medida que pasan las horas, se conocen cada vez más detalles del caso que terminó con la muerte de Trinidad Ballesteros, quién fue atacada por dos dogos el domingo pasado en Córdoba, y murió horas después en el hospital. El hecho conmueve al barrio Estación Flores y a medida que pasan las horas, se conocen cada vez más detalles del caso y uno de ellos es que el dueño de los perros ya había sido condenado por el mal cuidado de los animales.

José Luis Nieto, hoy imputado bajo la figura de homicidio culposo y lesiones culposas, está a la espera de ser indagado por el fiscal luego de que sus perros atacaran a Trinidad hasta matarla. Los mismos perros, que luego murieron apuñalados por un vecino del mismo barrio, habían sido motivo de condena para Nieto.

I7FWTZ74TVGEDFUF6VW3KKFZ2A

Que condena tuvo el dueño de los perros en 2022

Nieto fue acusado por la contravención de no tener seguridad en su casa para retener las constantes fugas de los dogos. El principal reclamo era que las rejas no podían contener a los animales si estos querían escaparse.

El dueño de los perros se declaró culpable y la condena por la contravención fue que realizara tareas comunitarias durante un día. Sin embargo, Nieto dijo que por su trabajo no podía hacer esa tarea y se le fijó una multa de alrededor de $1000.

De que se lo acusa a Nieto ahora

José Luis Nieto fue imputado por homicidio culposo y lesiones culposas. El primero por la muerte de Trinidad Ballesteros y el segundo por las heridas que sufrieron otras personas.

La figura penal de la que se lo acusa está relacionada con la imprudencia y la negligencia y se enfrenta a una pena que puede durar desde dos hasta seis años y puede ser excarcelable. Sin embargo, el dueño de los animales no quedó detenido.

Nieto está a la espera de ser indagado por el fiscal, mientras la familia de la víctima busca que la causa pase a estar caratulada bajo la figura de un homicidio simple por dolo eventual.

 

Tags

Compartí esta nota:

Noticias Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

nueve − 2 =

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore