martes, octubre 19, 2021
InicioactualidadMasterChef y la estocada final a Marcelo Tinelli

MasterChef y la estocada final a Marcelo Tinelli

 

El reality de cocina de Telefe se convirtió en el caballito de batalla del canal, con récords de audiencia, programa tras programa se convirtió en el favorito de las familias argentinas que aún miran TV en el primetime, seguramente muchos de nuestros lectores ya no tengan ese hábito, teniendo al alcance de sus manos un sin fin de aplicaciones y contenidos para disfrutar on-demand.

Pero más allá de eso, ayer mientras veía la final y chequeaba el minuto a minuto del rating, veía y confirmaba la caída de un gigante, como lo es Marcelo Tinelli. En 30 años jamás sufrió una brecha tan abismal como la que vivió ayer en la final de MasterChef.

En ese momento también me empecé a preguntar que era lo que había pasado para una caída tan grande.

Voy a intentar analizarlo sin meter a la política en el medio, en más de una ocasión leí que el publico le pasa factura a Tinelli por su alineación política, pero según mi punto de vista, no pasa por ahí.

El problema mayor de Tinelli es mantener un formato que está totalmente agotado, y no me refiero al talento que muestran la mayoría de los participantes al cantar, bailar e imitar, porque al final y cabo, Telefe ayer arrancó una nueva temporada de La Voz Argentina, donde se buscan nuevos talentos.

El quid de la cuestión está en ese formato que durante muchos año le dio rédito a Tinelli y hoy ya no tiene cabida en el público: las agresiones, las descalificaciones, las injurias, entre participantes y jurados ya no es gracioso, ya no atrae a nadie.

Suficiente tiene el público con los problemas de la vida real, del día a día: la inseguridad que no para, un contexto económico grave, la falta de esperanza ante una salida rápida de esta crisis y la pandemia, son suficientes motivos para dejar de ver un show que carece de algo, porque eso le falta a esta nueva versión de Tinelli, le falta ese algo que atrae el público y que bien supo aprovechar MasterChef, al ofrecer un formato distinto, donde los jurados jamás emitieron injuria o descalificación a los participantes por un plato de comida mal hecho, o simplemente por cuestiones personales. El foco está puesto en la superación, en el progreso, en cómo mejorar y aprender cosas nuevas.

¿Y ahora?

Habrá que ver cómo sigue todo a partir de hoy, pero de lo que estoy seguro es que el imperio que supo construir Tinelli, en otra época, hoy es muy difícil que se vuelva a poner de pie si no se adapta y ofrece contenido valioso y acorde a los tiempos que corren. 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

one × five =

- Advertisment -

Lo más visto