Las mujeres afganas no pueden viajar solas y sin velos en los taxis por orden de los Talibanes

Las mujeres afganas no pueden viajar solas y sin velos en los taxis por orden de los Talibanes. Los conductores de los vehículos recibieron indicaciones desde el Ministerio de Propagación de la Virtud y Prevención del Vicio. Además tampoco está permitido escuchar música en los taxis.

El gobierno talibán, también conocido como régimen talibán, pertenece a un movimiento político religioso y organización militar islámica que actualmente gobierna el país de Afganistán.  Durante su mandato han salido a luz diversos métodos autoritarios y violentos de gobiernos que atentan contra los ciudadanos y especialmente contra las mujeres.  En esta oportunidad mediante un comunicado escrito dirigido a los taxistas, prohíbe que las mujeres viajen en los vehículos sin un velo y que se trasladen sin un acompañante masculino. En el mismo escrito impiden también a los conductores reproducir música.

Estas medidas pertenecen a una nueva serie de disposiciones lanzadas por el gobierno autoritario de Afganistán. Esto se suma a otras decisiones anteriores donde se prohíben los shows musicales en vivo en bodas y otras celebraciones.

1
Foto: AFP

Los talibanes conquistaron el poder el pasado 15 de agosto, tras una ocupación extranjera de 20 años y prometieron un cambio respecto a su política sobre los derechos de las mujeres. Sin embargo hasta ahora los islamitastas radicales solo permites que vuelvan al trabajo algunas funcionarias que pertenecen a los sectores de sanidad y educación. Además suspendieron las clases para las adolescentes en las escuelas secundarias del país.

Estas normas en su mayoría fueron dictaminadas por el Ministerio de la Propagación de la Virtud y Prevención del Vicio que funciona en la sede donde antes operaba la cartera de Asuntos Femeninos, ya extinta con el nuevo Gobierno.  Este ente también estuvo vigente durante en el primer Gobierno talibán en Afganistán, que fue disuelto tras su expulsión del poder con la invasión estadounidense en 2001.

El organismo estaba encargado de supervisar e implementar una rigurosa interpretación de la ley islámica y sus agentes golpeaban a mujeres que andaban solas por la calle o por no usar burka o velo integral, mientras que a los hombres los azotaban por escuchar música, afeitarse o no rezar.

Compartí esta nota:

Noticias Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

6 − dos =

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore