Brasil suspendió la temporada de cruceros

Tras una explosión de casos de Covid-19 en tres crucero, la Asociación Brasileña de Navíos de Cruceros (Clia Brasil) decidió suspender la temporada de cruceros hasta el 21 de enero.

La decisión fue tomada luego de que la Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria (Ansiva) de Brasil recomiende al Ministerio de Salud el cese de la actividad y amenazara con realizar multas a quienes no lo acataren. Además el organismo de control sanitario de Brasil advirtió sobre la falta de controles de seguidad sanitaria en los cruceros de turismos.

Frente a esta situación la Clia Brasil, que es una asociación de empresas privadas, siguió la recomendación y suspendió la temporada de cruceros hasta el 21 de enero. Mientras tanto, la Asociación de Navíos Brasileña se comprometió a trabajar sobre medidas sanitarias eficientes.

Cruceros con Covid-19

En los puertos atlánticos de las ciudades de Santos, Río de Janeiro y Salvador se registraron casos de pasajeros y tripulantes de cruceros turísticos con Covid-19 que han sido objeto de intervención de las autoridades.

En Río de Janeiro, otro crucero, el MSC Preziosa, atracó el domingo con 28 casos de Covid-19 a bordo, por lo que se abrió una investigación epidemiológica.

El 30 de diciembre Anvisa suspendió las actividades del crucero Costa Diadema en Salvador a raíz de que tenían pasajeros con Covid-19 y ordenó su regreso al lugar de origen, Santos, sin que se puedan realizar actividades de entretenimiento a bordo para poder aislar a los turistas.

El domingo 2 de enero arribó al Puerto de Santos un crucero con varios pacientes con Covid-19 positivo. Anvisa tuvo que intervenir impidiendo la partida del crucero. Es misma noche emitió un comunicado solicitando la suspención de la temporada de cruceros y amenazó con sancionar con multas y acciones penales a la empresas de turismo embarcado que no cumplan los protocolos contra la Covid-19.

«El incumplimiento de los protocolos sanitarios y la desobediencia de las medidas de restricciones impuesta por la autoridad constituyen infracciones que si se confirman resultan en multas y suspensión de las actividades», advirtió el comunicado de Anvisa.

El Ministerio de Salud de Brasil no respondió al comunicado, pero la entidad que reúne a las compañías multinacionales de cruceros en Brasil sí lo hizo.  En su comunicados, Clia Brasil sostiene que lo casos consisten en una «pequeña minoría de la población a bordo» y que se «busca un alineamiento para resolver la interpretación y aplicación de los protocolos». Además informó que los cruceros en navegación finalizarán sus paseos actuales y que la temporada podrá ser cancelada en forma total.

«Anvisa contraindica embarques en barcos crucero en este momento y recomienda la suspensión provisoria de viajes de crucero en Brasil», sentenció Clia Brasil en su comunicado.

Anvisa contra Bolsonaro

Desde que la Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria dictaminó la vacuna para mayores de 5 años, comenzó un abatalla pública con el Presidente de Brasil, Jair Bolsonaro y el Ministerio de Salud.

Tras el dictamen de Anvisa, Bolsonaro divulgó las fotografías y nombres de los directivos de la Agencia. Esto lo hizo como muestra de su desacuerdo con la medida y afirmó que «es imposible conversar con Anvisa». El Mandatario Brasileño dejó claro que no va a permitir que vacunen a su hija Laura, de 11 años.

El ministro de Salud, Marcelo Queiroga, dijo que para la segunda mitad de enero podrá comenzar a distribuir las vacunas infantiles, aunque aún falta la reglamentación que deberá hacer la cartera a partir del 5 de enero.

fuente: agencia telam

Compartí esta nota:

Noticias Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

12 − diez =

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore